CHINA

China insta a Japón a "actuar con cautela" respecto a su nueva política de defensa

Tras informes de que Tokio podría considerar un importante cambio en su Constitución pacifista, Pekín llamó su vecino a "adherirse a la política de defensa exclusiva".

El Pentágono - 27/12/2017
China insta a Japón a "actuar con cautela" respecto a su nueva política de defensa

China ha advertido a Japón que no contravenga su compromiso de paz posterior a la Segunda Guerra Mundial y que se atenga a la política de "defensa exclusiva", tras informes sobre que Tokio estaría planeando desplegar aviones de combate F-35B en sus portaviones.

Tokio supuestamente considera un cambio importante en su Constitución pacifista, ya que busca reacondicionar sus portahelicópteros de la clase Izumo convirtiéndolos en portaviones, informó el lunes el diario japonés Japan Times, citando a fuentes del Gobierno. Según el medio, Tokio pretende comprar cazas furtivos F-35B con capacidad de despegue vertical a su principal aliado, Estados Unidos, y desplegarlos en portaviones.

Por su parte, el ministro de Defensa japonés, Itsunori Onodera, descartó, según The Asahi Simbun, el martes la posibilidad de adquirir F-35B y de remodelar los portahelicópteros de la clase Izumo. Sin embargo, no excluyó "considerar distintas alternativas".

Pekín advirtió a Tokio que no dé ese paso, señalando el Artículo 9 de la Constitución japonesa, que prohíbe al país involucrarse en acciones militares externas y "cualquier cosa que no sea en defensa propia".

"Instamos a Japón a adherirse a la política de defensa exclusiva, mantenerse comprometido con el camino del desarrollo pacífico, [y] actuar con cautela en el área de la seguridad militar", anunció durante una rueda de prensa la portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores chino, Hua Chunying, en respuesta a preguntas sobre el informe.

La carrera armamentista asiática

La reciente expansión de Pekín en el mar de la China Meridional a través de la construcción de islas artificiales para establecer bases fortificadas ha aumentado dramáticamente las tensiones en toda Asia y el Pacífico. Además, el gigante asiático ha intensificado su retórica sobre las islas en disputa en el mar de la China Oriental.

Tokio ha respondido reposicionando su naves patrulleras, sistemas de defensa antimisiles y escuadrones de aviones de combate en la zona.

Noticias relacionadas